14 may. 2007

Pregunta técnica: los hombres en los autobuses

Quitando el hecho de que si están de pie y tu sentada es muy posible que te recuesten algo que no quieres. Dejando a un lado que al estar ellos de pie y tu también te acerquen demasiado partes de su cuerpo que no deseas. Obviando que cuando tienes uno a tu lado (ambos sentados) ocupan tanto espacio que te obligan a llevar media nalga afuera. Pregunto yo:

Si se le es imposible físicamente cerrar las piernas, ¿por qué carrizo no se sientan en el asiento que da hacía el pasillo en vez de hacerlo en el interno y por ende (lógicas razones) utilizar puesto y medio?

Gracias a todos los caballeros que tengan a bien dejar una respuesta…

Tags: , , .

8 comentarios:

alexis dijo...

simplemente porque el hombre es dominado por la testosterona y solo pensar que puede hacer un encuentro sexual en el autobus , lo pone a cien, claro siempre dominado por el cabezón mayor,además si lo dejas que se siente en el asiento exterior sacara la rodilla y aprovechará para rozarla o meterla donde no debe,conclusion la unica solucion es el cambiar los autobuses por nuevos, como los que hay en españa, que los asientos son para gente con culo normal y puedes abrir las piernas y en los pasillos pueden estar hasta cuatro personas a lo ancho sin necesidad de rozarse.

Eduardo Parra Istúriz dijo...

Los hombres nos sentamos del lado de la ventana porque nuestras madres nos han enseñado a hacerlo así, bajo el argumento de que una mujer por lo general se siente incómoda si se ve obligada a estar encerrada entre una pared del vehículo y uno.
Al menos esa es la razon por la que yo siempre escojo el asiento más cercano a la ventana...

Curiosa dijo...

Mi eterna pregunta. Yo siempre les pregunto a esos tipos cuando los tengo a un lado si es que las tienen muy grandes que no pueden cerrar las piernas y hasta el momento solo uno se atrevio a decirme que si y yo le dije que seria de aire jeje de resto todos toditos todos las cierran y yo al fin puedo meter la nalga que tengo guindando en el asiento jajajajaja

luis dijo...

yo tambien me he preguntado eso. he pensado que es algo territorial, y cuando me pasa lo voy enpujando poco a poco. como diciendole ¿que pasa? aqui hay conpetencia.
eso tambien es frecuente en el metro.
po honestamente, prefiero no tener que meterme en la mente de alguien con esa conducta. y por eso seguira siendo un enigma

martis dijo...

jajajajajaja siempre tan acertada; tus observaciones me asustan. Ellos piensan con la entrepierna asi q para mostrar cuan "inteligentes" son, abren las piernas para lucirlas (jajajajaja) En serio: malos modales, necesidad de pavonearse, de marcar territorio, suponerse machos alfa, etc.
Son asi, y una debe ponerlos constantemente en su sitio.
Besos!

Evelyn dijo...

Hola Alexis, gracias por pasarte por mi cuaderno, respecto a lo que dices: si, efectivamente tiene mucho sentido que la testosterona esté metida en eso... pero estaré rogando que algún día a alguien en este país se le ocurra buscar esos mágnificos autobuses!!!

Eduardo muuuuchas gracias por tu comentario, me has dado una posibilidad que nunca hubiese imaginado...

Jajajajajaj Curiosa, excelente estrategia!

Pues si Luis, esta sencilla acción forma parte de un enigma... es que el ser humano en una vaina...

COCONUT dijo...

amiga hay casos de casos, en estos dias estaba en el metro de caracas y una joven grito a todo pulmon, ¡¡¡¡habra alguien que le de el puesto a esta señora que esta amamantando paradaaaaaa¡¡¡¡¡
y tristemente ningun hombre se paro.

si eso se ve en el metro imaginate en un bus... yo prefiero agarrar los puestos de una persona los de adelantico para estirar mis piernas de 1,10 mts

Evelyn dijo...

Hola Coconut, qué chévere verte por acá.
La semana pasada también fui testigo de algo así en el metro... (¿habrá sido al misma?)
Si, yo también he aprendido a "cazar" el puesto de copiloto para evitar rollos...