25 nov. 2006

La autocensura en mi blog ¿mal necesario?

Cuando comencé con esto de contarle las peripecias de mi vida a quien quisiera saberlas a través de un blog, tenía la idea de que sólo se interesaría mi círculo de amigos.

No suelo hablar por teléfono, cosa que ya he comentado (no me gustaba ni siquiera cuando era adolescente), así que pensé que era una excelente opción para comunicar lo que había vivido durante el día.

Lo empecé a utilizar como pañito de lágrimas cuando tenía experiencias de ficción en esta ciudad, también como espacio para desahogar mis rabietas…

Recuerdo que en un principio una amiga me dijo: “¿cuál va a ser tu temática?”, chanfle ¿es necesario una? pregunté yo. Pero a pesar de su explicación (muy lógica y respetable cabe destacar) me quedé con mi idea original…

Poco a poco me he dado cuenta que con este especio he conseguido amig@s virtuales interesantísimos y supe que otras personas completamente desconocidas se reían de mis comentarios, apoyaban mis ideas y por supuesto otros las refutaban.

He conseguido gente hermosísima, me he reencontrado con personas que tenía años sin saber de ellos y todo gracias a esta locura de mi cuaderno.

En una oportunidad un lector anónimo me dijo que con un post en particular demostraba mi completa ignorancia… ups. Después de ello he debido advertir mi forma de ser un tanto irónica cuando escribo ciertas cosas.

A veces he querido decir nombres y apellidos, pero luego me pongo a pensar que esa persona puede conocer a alguien que me lee y se formarían discusiones que me gustarían evitar…

Mi esposo a veces me “regaña” (en buena pro, casi en chiste) porque lo hago quedar mal en cosas que de él escribo y me quedo con los ojos cuales huevos fritos. jajjajaja

Porqué les echo este largo cuento? Por que tengo algunas semanas queriendo recordarle la familia a un par de personas y no he podido… tengo esa rabieta “atarugada” y hasta me ha dado acidez por no poder “echarlo pa’ fuera” en este medio que consideré desde el principio mi almohada para golpear, mi cuarto cubierto de espuma para gritar, mi bate de goma…

Quienes me conocen saben que soy super pacifica (a veces paso por pendeja) y que no suelo enfrentarme con la gente que previamente me ha atacado. No me gusta hacer sentir mal a la gente pues. Malo-malo ¿no? Cuando ya no aguante tendré que recurrir al típico “un amigo de un amigo de un amigo de un primo que vive en el exterior”.

Tags: , .

12 comentarios:

luis dijo...

creo que fue en mayo o marzo donde descargue durisimo a un tipo que me tenia harto. Hizo un blog donde se burlaba no solo de mi, si no de otro monton de personas.
Un blog tambien es para eso, y le meti una desgarga durisima, hasta puse una foto de e, la cual le mejore la apariencia con el fotochop.
y se molesto. ¿te imaginas eso? el tipo agrede a un monton de personas que ni conoce personalmente y luego se pone bravo debido a que uno no es mocho.
Lo lamento por el, pero lo desgargue en mi blog.
y si se presenta la ocasion lo vulevo hacer, si no ¿caul es la nota de tener un blog? ¿para decir que todo es bonito? no señor, es para decir las cosas que nos gustan y tambien las que no molestan. uno no tiene una sola dimension, tenemos multiples, decir solo una de ellas, nos convierte en falsos.
¿que algunas personas te criticaran por ello? ¿que importa? Otras vendran, no se puede obligar a nadie a que nos lean. si no les gusta, hay mas de 50 millones de blog en el mundo, que se vallan para alguno de esos.
eso se veria malo si tienes un blog de informacion, tecnologica, politica, o arte. Pero un blog personal, es para que sea PERSONAL.
dele que son pasteles.

Antonio Jordana dijo...

Muchas veces me ha pasado esto que describes. No lo considero censura sino poner un limite a lo que escribimos: "De aquí para acá es personal"

Saludos

Curiosa dijo...

Pues esa es la idea,no? poder colocar en un blog lo que uno quiere, como uno quiere y cuando uno quiere,sino cua´l es el chiste?
Con respecto a lo del amigo del amigo de tu amigo (jejejeje) pues ni modo,plantéalo a modo de cuento, de algo que oiste, que se yo, pero seguro que algo se te ocurrirá y tal vez agregándole algunas cosas para que no estalles con la úlcera, porque asi tampoco se vale.
Un abrazo ;)

Consuelo dijo...

En estos dias me sucedio algo asi¡ Queria gritar en mi blog, y lo hice del modo que mejor pude recordando cosas buenas... era obvio a quien me refería y me toco "volar" el post, han pasado los días y me arrepiento de haberme autocensurado, porque definitivamente es el patio de nuestras vidas y uno puede decir lo que sea...

Es la decisión que uno toma y bien... poco debería importar lo demas mientras a nadie se haga daño...en fin.

La entiendo, la entiendo¡¡

Anónimo dijo...

Ay chamita! me recordaste a un amigo de un amigo, jejeje.

Eve, let it go, write it down, date con furia... y simplemente no pongas los nombres y pon un "*", un llamado a pie de página que diga algo así como: "cualquier parecido con la vida real es pura coincidencia".

¿Cómo lo ves?

Slds

Anónimo dijo...

Quien te comentó lo de mostrar ignorancia en ese post me pareció bien egoista y a la vez lo que me dió a entender fue envidia, escudándose en el anonimato.
En mi blog me pasó exactamente lo mismo cuando comencé a escribir.
La auto censura es necesaria en un mundo donde hay tantos puntos de vista distintos y cuando cada quien tira para su lado.
De todas maneras no dejes de ser tú, ya que tienes un público que te lee tal cual como eres.
Que eres ácida, Satírica? por Dios, si todos fueramos iguales que aburrida sería la vida no?

Anónimo dijo...

Una de fábula ejemplarizante, por Carolina Rondón:
Sé de una amiga de una amiga (en serio)que se hartó de "una mártir" que le hacía la vida imposible (hecha la pendeja,y afectando a otras personas, además). Así que un buen día le hizo saber que la tenía harta y le daba lástima su manía persecutoria colocando un mensaje personalísimo que sólo ella entendía y que le daba ¡¡durísimo!! sólo a ella. Era algo súper simple, algo así como su horrorosísimo-anticuado y absurdo corte de pelo o su absoluto estilo pasado de moda, jajajajjajajaja, pero vomo que entendió el mensaje.
A los malos hay que darle... si ya lanzaron la primera piedra, que se aguanten...
No hay que aguantarse nada: prefiero dormir tranquila que generarme un cáncer por andar guardando las vainas para evitar conflictos. Ya que no te sirve cantar en algunas circunstancias,(jajaaj) entonces "canta" tus verdades, duro y por la cabeza!!!
Ánimo!!

Evelyn dijo...

Luis, Curiosa, Carolina, Mónica, WebOn de nuevo muchas gracias.
Gracias por recordarme las razones por las que abrí este blog. Tienen toda la razón, no puedo esperar a que mi rabia explote y me haga daño si puedo desahogarme antes en mi cuaderno.

Las cosas son como son, pero tal como lo mencionaron Consuelo y Antonio la nota es hacerlo sin lastimar... díficil tarea, sobre todo cuando estás tan molesta... pero trataré de hacerlo.
Gracias totales!!!!

Anónimo dijo...

¿Niña pero que ocurrió? eres periodista y un periodista no se autocensura, mide sus palabras y selecciona las MEJORES para expresar sus ideas. Si, okey entiendo que no quieres ofender así horrible; pero es necesario que te liberes de ese rollo que maltripeas y te puede enfermar. Vamos amiga, use las mejores palabras, afine ese lápiz y dele duro -pero con clase, con muucho glamur- al que le quita la sonrisa y le pone truenos perversos en el estómago.
DESAHOGATE!, Atrévete!!!
Besos ;-)

Evelyn dijo...

Martis: pos si, es cierto... gracias

Maru la del ICREA dijo...

Mmm, bueno.

Yo una vez hace unos años tuve un blog sólo para los panas...y ejercer mi fulana libertad me metió en un berenjenal apocalíptico de consecuencias hasta afectivas/emocionales.

Hay blogs que te permiten graduar el nivel de confidencialidad, pero todos sabemos que el "copy/paste" es una herramienta letal.

En fin, supongo que lo que quiero decirte es: aprende a diferenciar de cuando sólo quieres pegar cuatro líneas de gritos hormonales, o expresar un verdadero descontento que merezca incluso una réplica.

Dale pues! :)

JuliaCaesaris dijo...

Gracias por pasearte por mi blog.

Pues con respecto a la censura; se trataba de un post un poco sarcástico acerca de lo que sucede en mi oficina cuando "el jefe" está y que ocurre cuando no está. Una compañera me pidió que lo retirara porque estaba bastante fuerte y sobretodo excesivamente autoreferencial...me sentí censurada. Hay aspectos en los que aun estando en la blogosfera no pueden salir de ese cajón personal en donde guardamos nuestros pensamientos...